BLOG
Blog
EL FUERO CONSTITUCIONAL EN EL VENDAVAL DE LA POLÍTICA III

Zacatecas
Miércoles, 29 de marzo de 2017

Blog

Por Lic. José Corona Redondo

Publicado en El Sol de Zacatecas el 29 de marzo de 2017.

El fuero político es bicameral e independiente de cualquier procedimiento penal adicional; la Cámara de Diputados acusa y la Cámara de Senadores impone la sanción. La declaración de procedencia, en cambio depende de la Cámara de Diputados, generalmente va acompañada de una denuncia penal y, sin establecer sanciones, se limita a retirar al funcionario su inmunidad procesal para que los tribunales correspondientes puedan actuar.

Si en el proceso judicial el funcionario es declarado inocente, éste puede volver al cargo y recobrar sus privilegios. Un funcionario destituido por medio del juicio no necesariamente enfrenta un proceso penal adicional, pero pierde el cargo y, en consecuencia su inmunidad procesal.

Aunque el fuero inició como un contrapeso, en más de un país abrió la puerta a la impunidad y los abusos. En México destaca el caso de Julio César Godoy Toscano, quien ya electo diputado federal entró escondido en una camioneta a San Lázaro para evitar la orden de aprehensión que pesaba sobre su cabeza, tomar protesta y obtener inmunidad procesal por los cargos de delincuencia organizada que enfrentaba. Aunque fue desaforado, su ejemplo constituyó la antítesis de Haxey; el fuero no como protección contra el abuso de autoridad, sino como abuso de ella.

¿Es sensato eliminar el fuero? ¿Acabaría con la impunidad en México? La presencia o ausencia del fuero de poco sirve si no hay un sistema de justicia medianamente robusto. Pocos se atreverían a afirmar que la impunidad será menor en Veracruz y en Turquía y que en naciones como Colombia la corrupción haya desaparecido junto con la inmunidad procesal.

La impunidad va mucho más allá de los privilegios políticos. Un delito no denunciado genera tanta impunidad como aquella denuncia cuyo proceso se frena. En México, donde la cifra negra de delitos no denunciados o en los que no se inició averiguación previa alcanza 93.7%, ¿Qué tanto contribuirá la eliminación del fuero a combatir la impunidad? Poco probablemente.

Incluso en términos puramente de impunidad política, el problema es más complejo, lo que se hace evidente al analizar los desafueros más recientes: René Bejarano quedó libre tras pagar una fianza, apenas ocho meses después de haber sido encarcelado; el proceso penal contra Andrés Manuel López Obrador –motivado o no políticamente- fue abandonado después de su desafuero; Julio César Godoy continua prófugo, y Lucero Sánchez desaforada en mayo pasado, continúa sin enfrentar la justicia gracias a un amparo.

El problema es de fondo, no de forma. Podría considerarse la pertinencia de que los legisladores sean juez y parte del proceso de desafuero. Antes de enterrar el fuero en el panteón de la justicia es preciso analizar el contexto político del funeral y las implicaciones del duelo.



Visitas: 264


BUZÓN DEL PRESIDENTE
DEL PRI ZACATECAS

BOLETÍN SEMANAL DEL PRI


  botón para suscripción del boletí
TWITTER